El concepto edadismo procede del término inglés ageism que el gerontólogo y psiquiatra Robert Butler acuñó en 1969 para referirse a la discriminación de las personas por el simple hecho de ser mayores. Una discriminación sistemática basada en estereotipos negativos de las personas mayores totalmente injustos y alejados de la realidad. Dichos patrones están asumidos y en gran parte normalizados por nuestra sociedad, desde las instituciones hasta cada uno de nosotros.

Pero hay un caso muy específico de edadismo y es el que se está dando en el medio rural y dentro de este, en las denominadas viviendas fuera de ordenación. Una parte importante de personas mayores están viviendo en condiciones de inseguridad y de vulnerabilidad que a pesar de ser conocidas nadie se está encargando de dar solución.

Consecuencia de la crisis vivida muchos jubilados dejaron las viviendas de los alrededores de las ciudades a los hijos que las habían perdido y se pusieron a vivir en las viviendas existentes en el medio rural, muchas de ellas de autoconstrucción Y allí están sin ningún servicio en muchos casos.

Es preciso erradicar esta situación de forma urgente para evitar males mayores.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *